¿BEBER MUCHO CAFÉ ES MALO?

Recuperada de la web

Tomar café es una buena opción para despertar por completo en las mañanas, se recomiendan 2 tazas al día, pero si se excede el consumo aumenta el riesgo de desarrollar diversas enfermedades. 

El café es una bebida que existe desde hace muchos años y se prepara con grano proveniente de un árbol de café, es popular a nivel mundial, se caracteriza por su sabor amargo y su aspecto oscuro, es el elixir de la concentración y resulta ser la excusa perfecta para conversar o tener una cita. 

Estudios demuestran que tomar 2 o 3 tazas al día reduce la mortalidad prematura hasta un 18%. Pero tomar demasiadas tazas de café en una misma jornada, no sólo te hace sentir irritable o ansioso, también puede afectar tu salud física. 

Los investigadores Ang Zhou y Elina Hyppönen de la Universidad de Australia del Sur, publicaron un estudio reciente en The American Journal of Clinical Nutrition, donde analizaron a 347,077 individuos del Reino Unido entre 37 y 73 años de edad, buscando alguna relación entre su consumo de café y su riesgo de enfermedad cardiovascular. 

Cuando tomas mucho café puedes sentirte nervioso, irritable o incluso con náuseas y se  debe a que la cafeína ayuda a acelerar el metabolismo reduce el riesgo de ataques al corazón, protege contra la demencia, la diabetes tipo 2 e incluso el cáncer de piel.

Sin embargo, en contrapartida aumenta la ansiedad, ardor de estómago y empeora los sofocos menopáusicos. Todos estos efectos, buenos y malos, se deben en gran parte a la cafeína.

Cintura

Eligiendo el café sabiamente podría ayudarle a perder peso. «Además de ser prácticamente libre de calorías, el café puede ser un supresor leve del apetito «, dice Nigel Denby. 

Corazón

Sólo una taza de café puede aumentar la frecuencia cardíaca de 100 latidos por minuto (normalmente es entre 60 y 80). Se puede tardar hasta una hora para volver a la normalidad.

Intestino

La primera taza del día puede desencadenar una necesidad de ir al baño.Esto se debe a la cafeína estimula y aumenta las contracciones en el intestino, lo que empuja a los residuos más rápido de lo normal.

Huesos

Demasiado café podría aumentar el riesgo de osteoporosis, porque puede acelerar la pérdida de hueso. La cafeína hace que los osteoblastos – las células que participan en la formación de hueso nuevo –sean menos eficientes e incluso puede matarlos, según un estudio publicado en la Revista de Cirugía Ortopédica en 2006.

Aliento

El café provoca mal aliento, ya que al deshidratar la boca las células mucosas que recubren el interior de la boca se secan. Una solución simple es restringir el consumo de café y comer poco y amenudo para estimular la producción de saliva. El agua potable con el café también puede ayudar. 

Cerebro

El consumo moderado de café puede reducir el riesgo de enfermedad de Alzheimer en un 20 por ciento, según un estudio reciente realizado por el Instituto de Información Científica.

Riñones

El café es un diurético – estimula los riñones para excretar más líquido, lo que ayuda a miccionar. Sin embargo estudios muestran que, el consumo a largo plazo de café, puede hacer que la enfermedad renal empeore. La cafeína también es un irritante de la vejiga.

Comments are closed.