Omicrón: la nueva variante de Covid-19 que preocupa a la OMS

La nueva variante B.1.1.529 fue detectada por primera vez en África. Es considerada como “preocupante” debido a su gran número de mutaciones

La Organización Mundial de la Salud (OMS) clasificó a la nueva variante del COVID denominada “Omicron”, detectada en Sudáfrica como “preocupante”, una “variante de riesgo”.

Expertos en el tema se reunieron de emergencia para evaluar la cepa B.1.1.529 del Covid-19, alertando que la aparición de esta variante, notificada por primera vez a la OMS por Sudáfrica el 24 de noviembre de 2021, ha coincidido con un importante aumento de casos en Sudáfrica.

“La evidencia preliminar sugiere un mayor riesgo de reinfección con esta variante, en comparación con las anteriores”.

OMS

Esta situación ha llevado a muchos países a suspender los vuelos con África austral; y es que, en apenas dos semanas, se han detectado ya una treintena, con casos confirmados no sólo en Sudáfrica sino también en la vecina Botsuana, en Hong Kong (China) o en Bélgica.

¿Por qué es preocupante esta variante?

La OMS define una variante “de preocupación” cuando se ha demostrado que está asociada a uno o más de los siguientes cambios: 

  • Aumento de la transmisibilidad o cambio perjudicial en la epidemiología de COVID-19;
  • Aumento de la virulencia o cambio en la presentación clínica de la enfermedad; o
  • Disminución de la eficacia de las medidas sociales y de salud pública o de las pruebas diagnósticas, las vacunas y los tratamientos disponibles.

Esta variante tiene un gran número de mutaciones, algunas de las cuales son preocupantes. La evidencia preliminar sugiere un mayor riesgo de reinfección con esta variante, en comparación con otros COV.

Al igual que con otras variantes, algunas personas infectadas no muestran síntomas, dijeron expertos sudafricanos. A pesar de que algunos de los cambios genéticos parecen preocupantes, no estaba claro si la nueva variante representaría una amenaza significativa para la salud pública.

Recomendaciones

Algunas de las recomendaciones emitidas por la OMS son:

  • Mejorar los esfuerzos de vigilancia y secuenciación para comprender mejor las variantes circulantes del SARS-CoV-2.
  • Enviar secuencias completas del genoma y metadatos asociados a una base de datos disponible públicamente, como GISAID.
  • Informar a la OMS de los casos/grupos iniciales asociados con la infección por COV a través del mecanismo del RSI.
  • Cuando exista capacidad y en coordinación con la comunidad internacional, realizar investigaciones de campo y evaluaciones de laboratorio para mejorar la comprensión de los posibles impactos de los COV en la epidemiología de la COVID-19, la gravedad, la eficacia de las medidas sociales y de salud pública, los métodos de diagnóstico, las respuestas inmunitarias, la neutralización de anticuerpos u otras características pertinentes.
  • Además, se enfatizó en el uso adecuado de máscaras bien ajustadas, la higiene de manos, el distanciamiento físico, la mejora de la ventilación de los espacios interiores, evitar espacios concurridos y vacunarse. Como referencia, la OMS tiene definiciones de trabajo para la variante de interés (VOI) y la variante de preocupación (VOC) del SARS-CoV-2.

ATiempo.Tv es el primer medio de comunicación nativo digital e independiente en Coahuila, caracterizado por su compromiso y responsabilidad de contribuir a la sociedad; brindando información verificada de manera profesional, ética y confiable. Es por eso que te invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales para que tengas acceso a las noticias más relevantes a nivel local, nacional e internacional.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.