“Cuchufleto”, el perro que espera a su dueño, uno de los fallecidos en mina de Múzquiz

Foto: Captura

El hombre fue el cuarto de los cuerpos rescatados el domingo siguiente al fatídico viernes 4 de junio pasado.

En Rancherías, municipio de Múzquiz, Coahuila, a la entrada de la bocamina de “Micarán”, la mina de carbón colapsada en donde murieron siete carboneros, “Cuchufleto”, un perro fiel pasó horas y horas echado esperando a su querido amo.

El noble can, de pelaje negro con blanco, mirada triste y un amor incondicional, llegaba todos los días a ese lugar con la esperanza de volver a ver a su dueño, Gonzalo Cruz Marín, de 55 años de edad, vecino del mismo mineral de Rancherías.

El hombre fue el cuarto de los cuerpos rescatados el domingo siguiente al fatídico viernes 4 de junio pasado, cuando las paredes del manto carbonero se derrumbaron por una inundación y dejaron atrapados a siete trabajadores, solo 10 logaron salir y salvarse.

Según quienes lo han visto, “Cucho”, como le llaman de cariño, es un pobre animal que sufre mucho, aulla y llora por la ausencia de Gonzalo.

ATiempo.Tv es el primer medio de comunicación nativo digital e independiente en Coahuila, caracterizado por su compromiso y responsabilidad de contribuir a la sociedad; brindando información verificada de manera profesional, ética y confiable. Es por eso que te invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales para que tengas acceso a las noticias más relevantes a nivel local, nacional e internacional.

Comments are closed.