CINCO MANERAS DE HACKEAR UN CELULAR

Expertos en ciberseguridad han demostrado las posibilidades que tienen los atacantes para tener acceso a las aplicaciones instaladas en el dispositivo y hackear el celular. En ese sentido, pueden espiar las conversaciones o robar información confidencial.

Los especialistas han reiterado que no es necesario ser una figura pública para ser víctima de los cibercriminales. Los datos financieros son valiosos e incluso la información que guarda en el dispositivo puede usarse para futuras extorsiones.

Acceso físico

La primera opción que parece la más simple, pero que al mismo tiempo es la más limitada para los cibercriminales, es poder tener acceso directo al dispositivo de la víctima.  Los cibercriminales podrían utilizar técnicas para descargar un troyano espía o de acceso remoto. Esto pueden hacerlo tanto en los equipos portátiles como en los móviles.

Vulnerabilidades

El pasado mes de mayo una vulnerabilidad en la plataforma de mensajería de WhatsApp causó pánico entre los usuarios de la aplicación.

Las fallas desconocidas se utilizan contra objetivos específicos pero también pueden ser una puerta para poner en riesgo a cualquiera. Los cibercriminales están todo el tiempo buscando vulnerabilidades en cualquier dispositivo para poder atacar y hackear el celular.

Clonación de SIM

Al obtener información personal de una víctima, es posible que alguien clone su tarjeta SIM y use su mismo número en otro teléfono. Los cibercriminales pueden solicitar una reposición de la SIM para activar el número telefónico usando datos personales que son hallados a través de técnicas de ingeniería social, filtración de datos o casos de phishing (suplantación de identidad).

Al realizar el SIM swap, como es denominada esta técnica, el cibercriminal podría realizar la clonación de apps como WhatsApp. Esto se logra, debido a que muchas de las aplicaciones cuentan con el método de verificación de dos pasos. Allí el segundo factor es un SMS o una llamada realizada a un teléfono móvil. Al transferir el número a otra SIM, el atacante podría tener acceso a este paso de verificación.

Ataques específicos

Ya se refiere a técnicas específicas como el protocolo SS7, que fué utilizada inicialmente por agencias de espionaje y para casos de ataques de fraude bancario en Europa. Uno de los episodios más sonados fue el caso de espionaje a la expresidente de Brasil Dilma Roussef en 2014.

Instalación de malware

Una de las alternativas más usadas para hackear el celular por parte de los cibercriminales es la instalación de un malware en el dispositivo móvil de un usuario. Algunos de estos códigos maliciosos permiten tomar capturas de pantalla e incluso realizar videos de sus interacciones. Otros más sofisticados hacen posible que el cibercriminal haga un monitoreo remoto para espiar.

Para instalar el malware, los atacantes envían enlaces falsos o archivos adjuntos en correos electrónicos. Las aplicaciones fraudulentas, que solicitan permisos como acceso a la cámara, también es otro de los caminos más usados.

Comments are closed.