HOME OFFICE, UNA ESTRATEGIA A LA QUE NO TODOS PUEDEN RECURRIR

Si bien el Home Office ha representado una solución contra el desempleo en tiempos de aislamiento social, la realidad refleja que no todos pueden acceder a ella

Los trabajadores informales, los vendedores ambulante y muchos otros ciudadanos quienes salen a trabajar a las calles para obtener el sustento diario, deben mantener la rutina sin muchas modificaciones pese a la contingencia que se vive en el país, llegando eso a que el Home Office sea un sueño casi imposible de  lograr.

“Mi esposa y yo salimos todos los días a trabajar, por qué si no vendemos las gorditas que hace mi mujer, no tenemos para el gasto” señaló Don Romeo Pérez, quien pone una mesita en uno de los Bulevares del sur de la ciudad, para vender gorditas y jugos.

Don Romeo comentó que debido a esta contingencia que se presenta en el país, el fue desocupado en su antiguo empleo; ante esta circunstancia es decide vender gorditas y jugos en la vía pública con el propósito de sacar el gasto diario.

“Salimos entre 8 y 9 de la mañana de casa, para regresar casi a la 1 de la tarde. Los días que nos va bien llevamos 500 pesos a casa y cuando más baja está la venta solo 200 con lo que solucionamos nuestro gasto diario y compramos material para hacer las gorditas y los jugos”, expuso comentó Don Romeo.

Don Romeo, de 55 años y su esposa, de 58, forman parte de los ciudadanos que aunque intenten trabajar desde casa, para no exponerse a un contagio de COVID-19, no cuentan con los medios ni con la posibilidad para poder subsistir de esta manera.

Y este fenómeno no solo se presenta para quienes busquen desarrollar un trabajo en casa, sino también para aquellos a quienes se les pretender impartir una educación «en línea»; ya que estas mismas condiciones se presentan para un sector de la población que no cuentan con los medios, servicios y/o con los conocimientos necesarios para hacerlo, y que su realidad les exige arriesgar su salud en un intento de obtener un poco de dinero para subsistir o sobrevivir a esta pandemia.

Comments are closed.