POR BRECHA DE GÉNERO LAS MUJERES APORTAN MENOS AL ISR EN MÉXICO

Según investigaciones del INEGI e INMUJERES las mujeres aportan menos debido a la brecha de género salarial, al mismo tiempo que su ingreso disponible es menor.

Las mujeres mexicanas representan 51% de la población total según el Consejo Nacional de Población (CONAPO) y el 43.8% de la Población Ocupada, de acuerdo a los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Estos datos evidencian la importancia de la participación femenina en la economía nacional, sin embargo la diferenciación por género afecta la situación laboral de las mujeres, igual que a sus ingresos o posición laboral. Otorgando a las mujeres una situación más precaria en comparación a los hombres, Según el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP).

Estimaciones aseguran que el 75.3% del trabajo no remunerado en labores domésticas es realizado por mujeres, lo que se conoce como doble jornada, porque se suma al trabajo que realizan de manera remunerada. Dentro del ambiente laboral las mujeres sufren discriminación laboral debido a que perciben un salario menor en 5.4% comparado con las remuneraciones de los hombres.

Una brecha de género es la diferencia entre las tasas masculina y femenina en la categoría de una variable, como por ejemplo la brecha salarial.

Según el INEGI y el Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES) entre 2005 y 2018, la brecha de género por ingresos medios mensuales fue de 31.5%. Esto quiere decir que los hombres ganaban 31.5% más que las mujeres.

El CEFP asegura que el 2009 trajo nuevos incentivos al trabajo, derivados de la crisis económica afectando el mercado laboral,desencadenando una mejora en las condiciones de contratación para las mujeres y políticas para incrementar la igualdad, disminuyendo la brecha de ingresos en el 2016. Con una brecha salarial de género, la recaudación tributaria, que es la que proviene de impuestos también se ve afectada, ya que reduce la recaudación potencial, en este caso del Impuesto Sobre la Renta (ISR)

La investigación realizada dio como resultado que las mujeres que se encuentran entre el I y III decil de ingreso recaudan en promedio 307.9 pesos, o 169.4 menos que los hombres, debido a la diferencia de ingresos. En los deciles del IV al VII la diferencia es de 315.8 pesos y en los deciles de ingresos más altos, del VII al X, la diferencia es de 2 mil 448.2 pesos menos que los hombres. Cabe resaltar que existe una relación directa entre el ingreso y el monto a aportar, por eso en los deciles más altos, el aporte es mayor, además por que existe una mayor desigualdad de ingreso por género a medida que incrementa. Las mujeres al percibir un ingreso menor además de aportar menos también su ingreso disponible disminuye, comparado con el de los hombres.


Según el CEFP la brecha de género puede ser considerada como una falla en el mercado pues el hecho de que las mujeres ganen menos que los hombres no se debe a un nivel de productividad bajo o a las características del mercado laboral en el que se desenvuelven, sino de problemas de discriminación ante un género específico, que debe ser corregido por el estado.

En ATiempo nos comprometemos a hacerte llegar información veraz y de valor por medio de todos los medios digitales. Es por eso que te invitamos a seguirnos en YoutubeFacebookTwitterInstagramWhatsAppTelegram y por nuestro newsletter ATiempo.Tv para que tengas acceso a contenido de calidad, entrevistas a personajes importantes en temas como economía, política entre otros, sin olvidar videocolumnas hechas por expertos en diferentes materias. Nuestro material gráfico e información siempre acorde a las nuevas tendencias del periodismo y la comunicación.