EL PAPEL DE VENEZUELA EN LA MEXICANIZACIÓN DE LOS CARTELES DE COLOMBIA

León Valencia, director de la Fundación Paz y Reconciliación aseguró que “Venezuela está en una crisis enorme de gobernabilidad, lo que vive es un territorio sin control y todo mundo va para allá a hacer negocios. Hay zonas de Venezuela donde hay muchas posibilidades de hacer negocios con gente de la Guardia Nacional, con políticos locales”.

Señaló que en la frontera entre Colombia y Venezuela se ha encontrado la presencia de 13 grupos criminales de origen extranjero, 09 de ellas especialmente compuestas por mexicanos. Esta zona resulta estratégica ya que también conecta con un otro gran mercado: Brasil.

Los carteles mexicanos con mayor presencia en Colombia son el de Sinaloa y el Jalisco Nueva Generación. También se pueden encontrar células de otras organizaciones criminales casi extintas en como Los Zetas y el cartel del Golfo, que buscan desde este país alianzas para tomar un segundo aire.

Realidades que aprovechan todos los bandos

Los mexicanos aprovecharon los espacios que usaron las FARC para adueñarse del negocio; “Los mexicanos han visto una oportunidad después de que salieron las FARC del negocio. El acuerdo de paz con el gobierno fue una oportunidad para que los mexicanos hicieran negocio en la fuente originaria y ese es un cambio fundamental”, dijo Valencia.

Los cárteles mexicanos se han encargado de infundir terror en Colombia con prácticas como la decapitación y la entrega de panfletos en estados como Nariño y Cauca destaca el estudio “Radiografía de la ominosa presencia de los cárteles mexicanos”.

Los colombianos se aprovechan de las tácticas mexicanas para aprender ellos. Valencia explicó que muchos grupos colombianos han aprovechado la presencia de los mexicanos para hacerse pasar por ellos e infundir terror en los ciudadanos.

Fortaleciendo organizaciones criminales locales como el llamado Clan del Golfo, los Caparrapos, Los Pachenca, el Ejército Popular de Liberación, Los Pelusos y grupos armados post FARC, principalmente en el suroccidente.

Ambos se aprovechan de la crisis de gobernabilidad que tiene Venezuela para repartirse el mercado local, el Estadonidense y el Brasilero, otro gran mercado.

Tienen ambos bandos acuerdos con bandas criminales que operan en Venezuela y actualmente se reparten el “Botín Venezuela” grupos que nacieron como grupos con intenciones políticas o gremiales y evolucionaron rápidamente hacia organizaciones delictivas.

Es Venezuela, sus fronteras y su crisis la que seguirá beneficiando a las bandas delictivas que apoyen o trabajen para carteles extranjeros mexicanas, colombianas y los carteles de militares venezolanos. Una combinación difícil de sofocar.

En ATiempo nos comprometemos a hacerte llegar información veraz y de valor por medio de todos los medios digitales. Es por eso que te invitamos a seguirnos en Youtube, Facebook, Twitter, Instagram, WhatsApp, Telegram y por nuestro newsletter ATiempo.Tv para que tengas acceso a contenido de calidad, entrevistas a personajes importantes en temas como economía, política entre otros, sin olvidar videocolumnas hechas por expertos en diferentes materias. Nuestro material gráfico e información siempre acorde a las nuevas tendencias del periodismo y la comunicación.

Comments are closed.