COAHUILA NO SE RIGE POR SEMÁFORO DEL GOBIERNO FEDERAL: MARS

El Gobierno del Estado ya plantea la modificación de los reglamentos municipales para dar sustento jurídico a esta «Nueva Normalidad»

El Gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme Solís reiteró que el Estado continuará trabajando en la elaboración y reformas a los decretos estatales y reglamentos municipales para dar fundamento jurídico a la “Nueva Normalidad”.

“Les pedí a los alcaldes que trabajaran en conjunto para dar fundamento jurídico a la Nueva Normalidad, es decir, que lo pasen por cabildo”, explicó.

Con lo anterior, se pretende concientizar a los ciudadanos a asumir la responsabilidad de acatar las medidas preventivas para evitar contagios por coronavirus; sobre todo para aquellas personas que se ven obligadas a desplazarse por las calles de la ciudad.

En este contexto, el mandatario coahuilense reiteró que el Estado no se rige por los semáforos del gobierno federal, ya que, debido a las condiciones que presenta esta entidad, no se puede aplicar.

“Nosotros no hemos estado trabajando con los semáforos del gobierno federal, porque además no aplican. Tenemos nuestros propios semáforos y los vamos a ir trabajando conforme pase el tiempo y estemos con la seguridad y certeza de que la toma de decisiones se basa en lo que sucede diariamente”, indicó el gobernante.

LA NUEVA NORMALIDAD EN COAHUILA

En este tenor, el titular del ejecutivo estatal explicó que, en Coahuila, la Nueva Normalidad estará basada en las estadísticas recabadas en materia de Salud.

A partir de esto, se determinará cómo se regulará el comercio; cuáles son los derechos y obligaciones de la sociedad, de las instituciones; así como las facultades tanto de los municipios como del Gobierno del estado.

“Les ofrecí (a los alcaldes) amparar las decisiones de los municipios a través de un decreto como siempre lo hemos hecho, ser corresponsables entre Gobierno del estado, municipios y ciudadanos”, dijo.

Por otra parte, enfatizó en que, si los ciudadanos quieren salir nuevamente a las calles y reanudar actividades diversas, deberán asumir la responsabilidad de lo que ello implica; es decir, acatando las reglas para evitar un segundo brote de contagios que lleguen a sobrepasar la capacidad hospitalaria con acciones irresponsables.

“La reactivación económica nos va a traer otra visión de esta fase; se trata de una fase educativa que estoy seguro vamos a superar con la aplicación de más pruebas”, resaltó.

-Con información de «Milenio»-

Comments are closed.