Coahuila Nacional Saltillo

DE GIRA, EL PRESIDENTE LÓPEZ OBRADOR EN COAHUILA PROMETE Y EN NUEVO LEÓN COMPITE

Este fin de semana el presidente Andrés Manuel López Obrador visitó Coahuila, entidad en la que hizo dos anuncios sobre el programa “Jóvenes Construyendo el Futuro”.

En Grupo Peñoles, en Ramos Arizpe, dio a conocer que la remuneración para que los jóvenes adheridos al programa incrementará de 3 mil 600 pesos a 3 mil 748 pesos.

En el evento que inicialmente era cerrado a medios de comunicación, estuvo frente a menos de 100 personas en una de las plantas de esta empresa, donde aseguró que cuando inició el programa la remuneración era superior al salario mínimo.

Al aumentar el salario mínimo en 2019 y 2020 y con el “convencimiento” a los empresarios, la beca se rezagó, por lo que se decidió ajustar el monto.

Reconoció este hecho como “un asunto de justicia, de humanismo, pero también, con estas acciones, estamos evitando que los jóvenes sean enganchados y se vayan por el camino de las conductas antisociales”.

En el mismo espacio, el gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme, afirmó que esta región de Ramos Arizpe tiene un gran potencial para recibir empresas, en especial las del sector automotriz, por lo que consideró que de generan las condiciones óptimas para que los jóvenes se puedan capacitar y se incorporen a la industria.

Al siguiente día, en el parque Maravillas, de Saltillo, Coahuila, el presidente López Obrador prometió que entregaría a los jóvenes egresados del programa “Jóvenes Construyendo el Futuro” un certificado, dijo, firmado por él.

Esta constancia, así como una carta de recomendación, serán entregadas a quienes cumplan un año dentro del programa.

Destacó que este hecho permitirá que a los jóvenes se les abran puertas, sobre todo, con la llegada de nuevas inversiones al país, luego de la firma del nuevo Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Canadá.

“Las empresas que vengan a instalarse a Coahuila, a México, y que inviertan, siempre van a tener, de manera respetuosa, el llamado, la recomendación, de que se les dé empleo a quienes tengan el certificado de Jóvenes Construyendo el Futuro”, dijo el mandatario federal.

En Nuevo León el escenario fue distinto, el primero en tomar la palabra fue el gobernador Jaime Rodríguez Calderón a quien los abucheos no le permitían comenzar su discurso y que duraron los más de 11 minutos que tuvo lugar su intervención, pero que solo logró al asegurar que el presidente fue el único en convencer a millones de mexicanos para ocupar la silla presidencial.

“Sé que ustedes están aquí, algunos enojados conmigo, puedo entenderlo, sí, está bien, está bien, pero presidente, no es fácil ser gobernador independiente, no es fácil, no es sencillo”, justificó.

Su discurso, igual que el del presidente, fue una exposición de “logros” obtenidos en ambas administraciones.

“El Bronco” afirmó que su estado es el único que tiene 100 por ciento de cobertura en educación básica, además de elogiar su propuesta de los bachilleratos militarizados que, tal como propuso cuando fue candidato sin partido a la presidencia de la República, expuso la necesidad de tener un modelo similar en todo el país.

“Si estoy aquí dando la cara, es porque quiero pedirle una sola acción, que la política en México tiene que cambiar, y usted sabe que estoy con usted para ayudar en ese sentido”, dijo el gobernador.

También llamó a que mantener una política sin dividir o confrontar, y agradeció el apoyo para avanzar en la conclusión del metro en la ciudad.

Rodríguez Calderón salió del paso para poder concluir su discurso sin más rechiflas pidiendo, de manera estratégica, pidiendo “un aplauso para el presidente”.

Hecho que fue replicado por el propio presidente, quien pidió un aplauso para el mandatario estatal, loa abucheos de nuevo invadieron la zona del evento en la Macroplaza en Monterrey.

En su turno, López Obrador repasó todos los programas sociales de su gobierno, desde la ayuda al adulto mayor, hasta la entrega de recursos al campo.

Y mandó un mensaje a las autoridades, si existen diferencias con el sector de transportistas, mismo que es el caso de Nuevo León: “No satanizar el subsidio al transporte público”.

En el entorno de abucheos al gobernador sin partido, el mandatario federal expuso que “los corruptos son despreciados”.

El presidente, incluso, prolongó su discurso cerca de 20 minutos más de lo contemplado.

En enero de 2020 inició el proceso electoral para el Congreso local en Coahuila que concluirá en junio y en 2021 Nuevo León elegirá nuevo(a) gobernador(a).

A %d blogueros les gusta esto: