Medio Ambiente

COOPERACIÓN PERÚ-SUIZA PARA REDUCIR EMISIONES DE GEI

Los gobiernos de Perú y Suiza dieron un paso importante a nivel mundial, al ser los primeros en firmar una declaración conjunta de cooperación bilateral para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Ambas naciones acordaron aumentar la ambición climática, a fin de dar “un mayor financiamiento y ejecución de proyectos pilotos basados en resultados, como cocinas mejoradas, que beneficiarán a familias de escasos recursos y disminuirán las incidencias de afecciones respiratorias”, indicó el Ministerio peruano de Medio Ambiente.

La semana pasada la Organización Meteorólica Mundial (OMM) informó que las concentraciones de los principales gases de efecto invernadero que atrapan el calor en la atmósfera alcanzaron nivel récord el año pasado.

Señaló que el dióxido de carbono (CO2), el metano y el óxido nitroso que causan el calentamiento global aumentaron más del doble. “La última vez que ocurrió en la Tierra una concentración de CO2 como la actual fue hace entre tres y cinco millones de años, cuando la temperatura era de 2 a 3 grados más cálida y el nivel del mar era entre 10 y 20 metros superior al actual”.

De acuerdo con el Ministerio, la Declaración Conjunta Perú-Suiza, enmarcada en el Artículo número 6 del Acuerdo de París, es el resultado de 13 meses de trabajo desarrollado por el Ministerio del Ambiente (MINAM) y la Oficina Federal Suiza de Medio Ambiente.

Destacó que “el objetivo es establecer reglas que aseguren la contribución de los mercados de carbono al desarrollo sostenible y la integridad ambiental”. El Artículo número 6 del Acuerdo de París será uno de los puntos clave a debatir, por los temas relacionados a los mercados de carbono, dentro de la Conferencia de las Partes (COP25) que iniciar este lunes en Madrid, España.

La dependencia peruana apuntó que la iniciativa contribuiría a implementar proyectos de desarrollo a fin de mejorar la calidad de vida de las personas en las ciudades, gracias a una gestión sostenible de residuos y la modernización del transporte, así como fortalecer la resiliencia de poblaciones vulnerables para garantizar seguridad alimentaria, productibilidad agrícola y gestión sostenible de bosques, entre otros.

Señaló que la importancia de la declaración se fundamenta en que será la base para firmar un acuerdo bilateral el próximo año con el que se pretende reducir las emisiones de GEI entre países desarrollados y en vías de desarrollo como Perú.

Además, permitirá “cumplir con los compromisos asumidos en el marco del Acuerdo de París y reafirmar la voluntad del Estado peruano de apuntar hacia un desarrollo sostenible y bajo en carbono”.

A %d blogueros les gusta esto: